Conoce el etiquetado energético de los electrodomesticos en detalle

0
2355

¿Aún no conoces como funciona el etiquetado energético de los electrodomésticos? Lo que se ha intentado conseguir ha sido que con el etiquetado energético, los clientes se fijen en esta etiqueta para considerar la eficiencia energética como un factor más a tener en cuenta a la hora de la comprar un gran electrodoméstico. Al mismo tiempo se quiere promover el ahorro energético y la protección del medio ambiente.¿Quién establece estas normas del etiquetado energético de electrodomésticos? La encargada de estas normas es la legislación Europea. Todos los electrodomésticos que se vendan en la UE deberán contar con su correspondiente etiqueta energética, obligatoriamente.Hoy en día podemos encontrar 7 tipos de clase energética. Estas letras están ordenadas según los colores, del verde al rojo y de la letra A a la G.

¿Puede variar la normativa etiquetado energético electrodomésticos? La respuesta es sí. Lo cierto es que este etiquetado energético se revisa cada 4 años y se valoran las posibles mejoras. La razón es que año tras año los electrodomésticos incorporan nuevas tecnologías, nuevos avances y también debido al aumento de la demanda.

¿Cómo había sido hasta ahora la etiqueta energética en electrodomésticos ? En primer lugar decir que este etiquetado es obligatorio para los siguientes electrodomésticos: frigoríficos, congeladores, lavadoras, secadoras, lavavajillas, televisores y hornos. En segundo lugar, ¿Cómo se mide? Las etiquetas más eficientes serán la A+++, A++ y A+. Las que suponen un consumo moderado serán la A y la B. Por último, las que suponen un alto consumo y por siguiente un mayor gasto en la factura de la luz, será la C y la D.

Pero como todo, las cosas evolucionan y cambian. En cuanto nos acostumbramos a algo, lo actualizan o lo mejoran, lógicamente. Es muy probable que esto mismo ocurra con el etiquetado energético electrodomésticos. En pocos años, la etiqueta energética de los electrodomésticos, cambiará.

¿Cuál será la diferencia entre la etiqueta actual y la nueva? la nueva etiqueta de eficiencia energética ya no incluirá las clases A+++, A++ y A+. Entonces…¿Cómo será el nuevo etiquetado energético de electrodomésticos? A partir de ahora la etiqueta se unificará en una clasificación de la A (la más eficiente) a la G (la más derrochadora), ya que es más rentable para los clientes. Todo esto se ha pensado para que los ciudadanos tengan una información más clara y precisa de lo que gasta su electrodoméstico.

Para la mayoría de los electrodomésticos, la etiqueta deberá indicar el consumo absoluto de energía, además de la escala de la etiqueta, con el objetivo de permitir a los usuarios prever el impacto directo de su elección sobre su factura de la luz.

El parlamento Europeo ha aprobado el nuevo etiquetado energético de electrodomésticos para que los consumidores puedan escoger los electrodomésticos más eficientes y reducir el gasto. Todos los electrodomésticos deberán llevar esta etiqueta en una parte visible (como hasta ahora) y podremos obtener más detalles que antes, como podrían ser los códigos QR para comparar distintos electrodomésticos y ayudarnos a tomar la decisión final de la compra.

Esta nueva etiqueta energética en electrodomésticos nos podría ahorrar a cada consumidor unos 490 euros al año, que se dice pronto. Lo que a nivel europeo supondría ahorrar 200.000 millones de kilovatios hora, el equivalente al consumo energético anual de los países bálticos.

Seguro que estás pensando… ¡pero si todos electrodomésticos siguen llevando etiquetas energéticas A+++! Efectivamente, ya que no será hasta finales del 2019 o principios del 2020 cuando podamos ver las primeras etiquetas en algunos establecimientos.

Para productos como secadoras, hornos, aspiradoras, campanas, aires acondicionados… no será hasta el 2021/2025 y productos de calefacción, incluso hasta el año 2030.

Sí, aún queda bastante, pero tienes que ir conociendo todos estos detalles para que el día que veas las nuevas etiquetas energéticas, no te lleve a confusión y sepas en todo momento en que fijarte.

Este cambio de etiqueta se aplicará a 15 grupos de productos. Sobre todo debes saber que además de los colores y letras correspondientes, una etiqueta siempre tiene que estar a color, siempre tiene que estar adherida al electrodoméstico y estar en una parte visible (fuera del producto y en la parte frontal). En cualquier caso, la etiqueta expuesta debe resultar claramente visible e identificable para el cliente.

Desde Milar te informaremos de posibles cambios y de nuevos avances del mercado. Y Recuerda… ¡Fíjate en la etiqueta energética!

Artículos que podrían ser de tu interés: